Entradas

Mostrando entradas de abril, 2011

Las vías del destino (1ra prte)

Imagen
El tren marchaba lentamente, o tal vez él lo sintiera así, pues en su interior nunca deseaba llegar a destino, y no era porque su empleo fuera malo, sino porque llegar equivalía a bajar del tren, a salir de ese vagón en que ella también viajaba. Él se llamaba Valiant y ella se llamaba… bien, esa era la cuestión, él no lo sabía y hubiera dado una mano por saberlo. Siempre la veía charlando con dos amigas. Algunas veces sus miradas se cruzaban pero él desviaba la suya enseguida. Más de una vez se le ocurrió cruzar hasta donde estaba ella y preguntarle algo trivial como la hora o una dirección, pero descartaba la idea enseguida por temor al ridículo. Y realmente, ya había hecho el ridículo demasiadas veces, desde errarle al asiento y caer redondo al suelo hasta dejar una rosa en el asiento que ella elegía siempre y descubrir que ese día ella no viajó y la rosa fue recibida por una ancianita muy sorprendida y feliz. A esa altura Valiant ya se sentía desesperado pero decidió esperar alguna…